El Horror

Las Mejores Películas de Terror en Contra de la Religión

Sección: Artículos, Top 10

Se acerca la semana santa, la cuaresma y todas esas cosas…No cabe duda que la religión y la fe unen a la gente de formas impactantes y masivas, pero en ocasiones también de formas peligrosas. Esta lista muestra lo que, algunos directores, han creado como discurso en contra de los puntos que ellos ven negativos de la religión.

Red State

red-state
Selección de: @_Eguiza_

Kevin Smith siempre ha sido muy abierto y directo al hablar de su crianza Católica, y más aún cuando comenta sobre las dudas y negativas que desarrolló en torno a su Fe a partir de su inducción en el mundo del cine.

Ya había tenido una crítica religiosa (o sátira mejor dicho) en su película Dogma, sin embargo fue hasta involucrarse en el género de Terror cuando logró lanzar una bomba en contra de la Fe y sus fieles seguidores. Red State fue su primera película de Horror, y en ella demuestra lo que el fanatismo religioso puede llegar a provocar en un grupo fácilmente impresionable; muestra vorazmente lo que los “actos en el nombre de Dios” pueden llegar a significar para una sociedad cegada por la fe, y es con una sola frase excepcional que desenvuelve toda la historia-“Dios no te ama, a menos que le temas”-

La arteria principal de Red State es un pastor que, buscando cumplir con las leyes de Dios, llega hasta el punto de torturar, asesinar y crucificar (literalmente) a todo aquel que vaya en contra de lo que Dios ha marcado como dogma de fe a través de los años. Su mensaje además es muy claro, si estamos en contra de Dios, no somos humanos y debemos ser exterminados, bastante tétrico si lo pensamos a fondo.

Una película fuera de lo común, pero que es muy clara en su discurso y que, cabe mencionar, trató de ser boicoteada y censurada por grupos religiosos el día de su estreno en Sundance.

The Lords of Salem

the-lords-of-salem
Selección de: @Sergb__

“…God. God must die. God is the unholy pig. We serve the butcher”
Antes que nada, hay que repetirlo: Con Rob Zombie no hay medias tintas, lo amas o detestas. O al menos pasa con sus películas. Y con The Lords of Salem (2012) llevó esa condición a un elevado grado de controversia. Sin embargo, por principio de cuentas eso es un acierto. Lo peor para cualquier artista en cualquier disciplina es la indiferencia, y al menos Rob Zombie no ha padecido de ello.

Ahora, ¿Es Lords of Salem pretensiosa? Es posible, pero es un relato efectivo y alejado del lugar común de su filmografía. Y claro, independientemente de apreciaciones sobre la trama, tiene una profunda connotación anti-cristiana. (Inolvidable el teaser y su “Satan, come to us. We are ready!”)

Un misterioso vinyl y su siniestra melodía como el hilo conductor de la maldición sobre varias generaciones de mujeres en Salem, Massachusetts, ciudad conocida, entre otras cosas, por su relación histórica con la brujería. Lo destacable, en mi opinión, es que Rob Zombie hizo a un lado el terror manifiesto y la guasa a favor de un suspenso que pone en el centro de la mesa asuntos como la fe y la existencia del mal. Y para no carecer de impacto (una de sus firmas) introdujo cuanta referencia le fue posible en forma de imágenes, citas y, por supuesto, música; de hechizos y fetos animalizados como reencarnación del anticristo, a figuras papales masturbándose o violaciones, y en medio de ello, sutilezas como Georges Méliès y Roman Polanski (sí, de nuevo).

En resumen, una mezcla alucinante que hace de The Lords of Salem una renovación de su cine, y de paso una blasfemia cinematográfica para el recuerdo.

The Wicker Man

disfraces de película
Selección de: @Fredseel

La trama es simple, un policía recibe una carta anónima dónde le piden su ayuda para localizar a una pequeña niña desaparecida en una remota isla. Una vez allí comienza su investigación, pero mientras más piensa él acercarse, las cosas se vuelven más complicadas y extrañas. La gente dice no conocer a la niña para después llegar al punto en el cual afirman que tal persona jamás existió. Todo ello ocurre mientras el oficial Howie se va dando cuenta que los habitantes tienen unas creencias diferentes a las suyas y no sabe qué tan bueno o malo pueda ser. Aquí es cuando llegamos al tema del mes.

Cabe destacar que Howie es un fiel cristiano y debe enfrentar a personas utilizando máscaras de animales mientras lo observan todo el tiempo, parejas teniendo sexo a la vista de todos, y sobre todo, algo que en fotos parece un ritual un tanto peculiar pero inofensivo, mismo que pronto vivirá en carne propia y que se dará cuenta dista mucho de ser inofensivo.

Finalmente todo se resume en esa lucha de creencias, Howie y su cristianismo vs. los residentes de la isla y sus deidades paganas, ¿cuál de ellos saldrá vencedor?

The Sacrament

the sacrament ti west
Selección de: @Dee_Caballero

Las sectas religiosas han existido desde tiempos ancestrales y han causado miles de muertes a lo largo de la historia. Tal es el caso de la masacre de Jonestown, conocida por ser el mayor “suicidio” colectivo, hecho en el que está basada esta película de Ti West del 2013.

En este tipo de cintas inspiradas en hechos reales, lo interesante es observar cómo representa los hechos el director y a qué elementos les da relevancia. A pesar de que todos sabemos el desenlace de la historia, ésta resulta incomoda en muchos momentos (lo cual a mi parecer es su finalidad) y nos muestra diálogos con cierto grado de violencia y manipulación mental, muy en el estilo de los predicadores americanos (no olvidemos que fue justamente esto lo que llevó a miles de sus seguidores a la muerte).

Está realizada en found footage, es de corta duración (afortunadamente) y aunque en general ha sido muy criticada, tiene elementos a rescatar como las actuaciones, que en esta ocasión no nos quedaron tan mal, especialmente la de Gene Jones representando a “padre”.

Si bien hay escenas donde la inteligencia humana se pone a prueba, a mi parecer no resulta tan malo, si partimos del hecho primordial de que en la vida real a miles de personas les lavan el cerebro diariamente con ideas de fanatismo religioso que los orillan a cometer suicidio, las decisiones que toman algunos de los personales de la película me parecen justificadas.

The Unholy

the-unholy

Selección de: @_Evilive

¿Qué puede corromper de la manera más perversa la entrega del hombre a la iglesia?... El deseo, la seducción y la tentación ya que las fuerzas de la oscuridad siempre buscaran este camino para acercarse al hombre y llevarlo por el camino de la perdición. En The Unholy (Camilo Vila, 1988) Un padre se ve involucrado en una lucha personal contra la tentación que le profesa el diablo, personificado por Nicole Fortier, que le da un toque hipersexualizado a la figura demónica que intenta corromper la fe del padre John Michael (Ben Cross).

El filme es una alegoría a la perversidad e intenta demostrar de manera burda, cruda y directa el camino a corromperse y la lucha personal del padre Michael para no caer en las garras del demonio. Con imágenes demoniacas, sexo al por mayor y apariciones de minions infernales que intenta arrastrar al padre al infierno, The Unholy es un filme de culto con toda esa idiosincrasia ochentera que caracterizaba a las películas de su tiempo.

Una de las escenas más memorables de esta película es cuando el padre Michael desciende al infierno después de haber ingerido la carne del demonio. Sin saber a ciencia cierta si es sólo una visión o si realmente esta en lo más profundo de la guarida de Satanás…

Frailty

frailty_pelicula
Selección de: @Adayin

Uno de los aspectos más controvertidos cuando de religión se habla, es el extremo al cuál los fieles pueden llegar en afán de defender su creencia. En algunos casos, el fervor puede llevar a actos nobles y admirables, pero lamentablemente tal extremismo inevitablemente tiene aspectos muy negativos, que se califican con una palabra muy común: fanatismo.

No es simple juzgar el fanatismo religioso pero sin duda ha sido emblema de actos destructivos y criminales. Dicho fanatismo libera, de cierta forma, de culpa al fiel, creyente de actuar en nombre de algo superior, de algo divino y justificando sus acciones como obediencia. En 2001 el actor Bill Paxton realizó su debut como director con Frailty, rodeado de muy pocos recursos, actores que no estaban en su mejor momento (McConaughey desaparecía poco a poco en medio de insulsas y repetitivas comedias románticas) pero una de las historias más intrigantes y emocionantes que lo mismo capturo la atención y reverencia de gente como James Cameron, Sam Raimi y Stephen King. Finales de los años 70, dos hermanos en un pequeño pueblo rural de Estados Unidos, ven su infancia dar un brutal giro cuando su padre, un viudo religioso, asegura haber recibido la visita de un ángel, quien le ha dado la misión de destruir demonios, quienes están escondidos entre ciertas personas.

Lo que sigue es un relato (contado en un astuto formato creado por Kurosawa, con Rashomon) terrorífico de los extremos que la devoción ciega puede provocar, de lo que arrastra y de lo que destruye. Todo esto visto desde el punto de vista de los pequeños hermanos, donde (con un título tan prudente) siempre parece haber una frágil línea en la que los personajes están navegando. La absoluta fe del padre enfrentada ante el rechazo del hijo mayor, quien pasa del amor al temor a la figura paterna, donde siempre esta ese delicada meditación de las acciones en nombre de un poder superior, de aquella afirmación de ser un vehículo en las obras de un Dios, de un Creador. Y aunque dicho argumento libera de responsabilidad, la descomposición de la familia radica en las decisiones de cada uno de los integrantes.

Paxton cuenta la historia con una soberbia y control absoluto. Desde sus encuadres, pasando por sus personajes, de sus conflictos y temores, que alcanza un clímax si bien para algunos un poco absurdo, no deja de ser sorprendente, en esta, una de las mejores y más cruelmente infravaloradas cintas de la década pasada.

Witchfinder General

witchfinder-general
Selección de: @Alfredo_Chocho

He aquí una de las más inusuales cintas de horror que existen –o al menos una experiencia que la audiencia de 1968 no se esperaba–. Con Witchfinder General (Michael Reeves, 1968) , estamos ante un oscuro y, sobre todo, muy serio filme –adaptado de la novela homónima, la cual, a su vez, está basada en la terrible figura histórica de Matthew Hopkins, el autoproclamado cazador de brujas quien cometiera gran cantidad de crímenes durante la guerra civil inglesa–, que hasta hoy resulta muy impactante.
El uso que hace la película de la sangre y la violencia realmente son impactantes si le agregamos que se ve con un granulado que la hace sentir casi como un documental de la sangrienta inquisición y sus horribles procedimientos–esto es particularmente cierto para las escenas reinsertadas, tras haber sido censuradas por muchos años, que tienen menos calidad y parecen más reales–.

Pero hay que decir que la película es recordada el día de hoy por la grandiosa actuación de Vincent Price, quien realmente encarna a este monstruoso personaje con todas sus hipocresías y el terrible sadismo que lo caracterizaba; Price hace una interpretación sumamente seria de este inquisidor, lo que lo separa totalmente de esos otros papeles donde interpretaba al villano que ‘amamos odiar’ –como en Dr. Phibes, House of Wax o las adaptaciones de Roger Corman de la obra de Poe– y muestran el verdadero rango que tenía este gran actor. En este elemento descansa la efectividad de esta cinta, debió ser todo un reto para el siempre agradable Price hacer de este hombre que lo mismo torturaba a un hombre con falsas acusaciones, que extorsionaba a las familias de los acusados o incluso violaba a las inocentes hijas de los mismos.

Independientemente de lo genial que suena el título que se impuso (se sabe que Matthew Hopkins no tenía autorización de nadie para ‘Cazar Brujas’), la figura de este inquisidor es realmente fascinante. En un tiempo tan caótico y violento como fue la guerra civil inglesa, Hopkins aprovechó la necesidad de las personas de encontrar un enemigo en común (y con esto separarse ellos mismos de la ‘maldad’) para culpar a personas inocentes de ser colaboradores del demonio y con esto tener un beneficio para sí mismo; esto nos retrata como alguien sin escrúpulos puede aprovecharse de la vulnerabilidad de las personas y sus creencias y a su vez nos habla del curioso efecto de la turba que puede llegar hasta el linchamiento cuando existe esa desconexión que nos permite no reconocer a la víctima como humana. El éxito que tuvo Hopkins en su tiempo tiene que ver con cómo incitaba al fanatismo e imponía sus decretos al hacerse pasar por un hombre con una verdadera autoridad moral, la cual era completamente falsa.

Pareciera que con esta cinta el director Michael Reeves se adelantara uno años al pánico moral que causaría en los 80s la infame lista de los Video Nasties –72 títulos acusados de ser sadistas y causar la degradación moral de la juventud del reino unido–. De verdad podemos comparar un poco el razonamiento detrás de la inquisición con el del tomado por el gobierno británico al prohibir estos videos pero esa es una historia para otro tiempo.

The Amityville Horror

The-Amityville-Horror
Selección de: @LAMCH_

Nadie sabrá en realidad qué fue lo que motivó a Ronald DeFeo a asesinar a sangre fría a toda su familia en noviembre de 1974, en la casa ubicada en el número 112 de la avenida Ocean, en Amytiville. Tampoco nadie sabrá en realidad cuáles fueron los sucesos paranormales que ocurrieron durante un poco menos de un mes a la familia Lutz, quienes compraron esa misma casa por un precio bastante decente.

El testimonio por parte de los habitantes existe y fue plasmado por Jay Anson en un best seller que motivó a la película que nos ocupa: The Amityville Horror. Tiene todo para los amantes del género y, claro, necesitábamos un pretexto para incluirla en esta lista antirreligiosa, y no tenemos uno, sino varios: las voces demoníacas que supuestamente motivaron a Ronald a cometer los crímenes, la visita y castigo al padre Mancuso, el inexplicable hedor a excremento que sólo podría explicarse como la presencia en el inmueble del mismísimo astado… y más.

En sus tiempos fue un hitazo (sobre todo porque supuestamente se basa en hechos reales) y el éxito fue tal que tiene varias secuelas (bastante mediocres, por cierto) y un remake en este nuevo siglo. Es un clásico del género que no debes dejar de ver (sí, seguro hay cosas mucho mejores, pero de todas formas vela)

Protip 1: Si eres sugestionable, lee el libro de Jay Anson. Te aseguramos que te vas a divertir.
Protip 2: Si te interesa el caso, échale un ojo al libro “Mentally ill in Amityville” que se centra más en el aspecto de los asesinatos, dejando atrás un poco todo lo sobrenatural.

Bono Religioso:
¡CAÑITAS!
Sí, la Semana Santa se celebra muy “acá” en México y es por ello que no está de más que se echen un clavado en una de las peores películas del género, basada en una de las historias más chaquetas de fantasmas y posesiones que, para cerrar con broche de oro, supuestamente ocurrió en la capital del país. Seamos sinceros: a menos que vivas en una cueva SEGURO has escuchado hablar de Carlos Trejo. Malas actuaciones, pésima edición, malos efectos especiales y Roberto Sosa (sí, el gran actor de teatro, cine y televisión) en un papel fugaz como taxista hacen de ver Cañitas un deber cívico. O no.



Autor: _Eguiza_

Creador y fundador de ElHorror.mx, experto en cine gore, las producciones independientes y el cine underground, aunque se rumora que tiene dos copias de “Eternal Sunshine of the Spotless Mind” en su colección, por algo preferimos no preguntar.

Web | Twitter | Más Entradas (548)
Tags:

También podría interesarte:

« « The Cub, Cortometraje Bizarro, Simple, pero Perturbador | Trailer y poster de la interesante cinta “Pod” » »

PUBLICADO

5 March 2015