Critica | Wonder Woman es la película del universo en expansión de DC que todos querían

‚ÄúWonder Woman‚ÄĚ lleg√≥ en un gran momento, para cualquier audiencia, y sin preocuparse por levantar banderas.

Desde el primer ‚ÄúMujer Maravilla‚ÄĚLleg√≥ a los quioscos en mayo de 1942, la expectativa de los fan√°ticos era poder ver a la s√ļper hero√≠na en los cines. Pero antes, estos mismos fan√°ticos pudieron ver las historias de Diana en televisi√≥n entre 1975 y 1979, con la actriz. Lynda Carter.

Sin embargo, solo 75 a√Īos despu√©s, llega a los cines la primera pel√≠cula de la princesa Diana, hija de Hip√≥lita, reina de Themyscira. Mujer maravilla Gal Gadot es pr√°cticamente real, es como si la actriz naciera para ser la hero√≠na que siempre leemos en los c√≥mics.

Criada en la isla de Themyscira, Diana (Gadot) es la princesa del Amazonas, entrenada por su t√≠a Antiope (Robin Wright, de ‚ÄúCastillo de naipes‚ÄĚ) ser una guerrera invencible, siempre bajo la atenta mirada de su madre, la reina Hip√≥lita (Connie Nielsen). Cuando el esp√≠a estadounidense Steve Trevor (Chris Pine, de ‚ÄúStar Trek ‚Äď Sem Fronteiras‚ÄĚ) cae accidentalmente en la isla, le cuenta a las amazonas el gran conflicto que ocurre en el mundo gobernado por hombres (la famosa Primera Guerra Mundial). En base a esto, Diana, guiada por su deseo de proteger a los inocentes, se propone tratar de detener el conflicto, segura de que Ares, el dios griego de la guerra, est√° influyendo en esta confrontaci√≥n global.

Despu√©s de lo desastroso ‚ÄúBatman vs Superman: el origen de la justicia‚ÄĚ, en el que, a pesar de tener muy poco tiempo en la escena, termin√≥ robando el brillo de los otros h√©roes, Diana / Gado es la due√Īa de esta narraci√≥n, y finalmente nos muestra todo el potencial del personaje. (y la actriz).

Aquí, Diana se muestra como una luchadora inmejorable, pero también como un símbolo de afecto, esperanza y rodeada de mucha inocencia hasta cierta parte de la historia, inspirando a los que encuentra en su viaje, todo lo que los héroes centrales de las películas anteriores del Universo Extendido DC no pudo estar en las tres películas anteriores. La sonrisa y el carisma de Gadot hacen que sea fácil creer que la encarnación del amor y el espíritu de verdad están ahí.

Muestre r√°pidamente la infancia del personaje, reflejando a las mujeres fuertes de su familia para convertirse en la mujer a la que est√° destinada, adem√°s del hecho de que Diana es muy diferente de los otros h√©roes, ya que su sue√Īo siempre ha sido ser una guerrera y luchar contra el mal

Otro factor que cuenta como un punto positivo en esta narrativa es que, sobre todo, ‚ÄúWonder Woman‚ÄĚ tiene un ingrediente clave que, hasta ahora, faltaba en pel√≠culas anteriores de DC: la diversi√≥n. La pel√≠cula no se toma a s√≠ misma demasiado en serio, especialmente cuando la princesa guerrera amaz√≥nica se encuentra como un pez fuera del agua a principios del siglo XX en Londres. La pel√≠cula tiene el tono correcto y el director Patty Jenkins equilibra h√°bilmente los elementos clave casi a la perfecci√≥n.

Vale la pena mencionar que esta vez el director Zack Snyder no est√° completamente presente en esta producci√≥n, a diferencia de las pel√≠culas ‚ÄúLa casa de acero‚ÄĚ y ‚ÄúBatman vs Superman‚ÄĚ. El gui√≥n se basa en una idea de Snyder, pero qui√©n lo firma es Allan Heinberg (Anatom√≠a de Grey).

Tanto el director como Allan bebieron de artistas c√≥micos como George P√©rez, Len Wein, Greg Rucka y Brian Azzarello (y un poco de ‚ÄúLiga de la Justicia‚ÄĚ en Geoff Johns, uno de los productores del largometraje), pero utiliz√≥ estos elementos para crear una versi√≥n √ļnica de la mitolog√≠a de la hero√≠na, aprovechando siempre el carisma contagioso de su estrella.

Con esto, la película tiene suficiente material de los cómics para no decepcionar a ninguno de los fanáticos de toda la vida, pero al mismo tiempo, cualquier conocimiento previo es completamente innecesario para disfrutar de la aventura.

Otro punto fuerte de la pel√≠cula es la relaci√≥n entre Diana y Steve Pine de Chris Pine. Aqu√≠, Pine, quien ha protagonizado tres pel√≠culas de Star Trek, se siente c√≥modo como su personaje ‚Äúpor encima del promedio‚ÄĚ (los que miran la pel√≠cula entender√°n la referencia). El crecimiento en la relaci√≥n de los personajes e incluso los problemas entre ellos se desarrollan de manera apasionada, con algunos pitacos dignos de comedia rom√°ntica, pero siempre en la dosis correcta y en el momento adecuado.

La dirección de arte es más un éxito con la producción. La diferenciación de Themyscira a Londres en guerra y gris de la Primera Guerra Mundial está muy bien lograda. Pudimos distinguir la inocencia marcada en Diana por el descubrimiento del mundo cruel que existe fuera de su tierra natal.

La pel√≠cula tampoco es un texto ambulante que encontramos en las redes sociales actuales, sin embargo, los temas importantes de nuestra sociedad actual son visibles, pero de una manera sutil, sin grandes ‚Äúsellos‚ÄĚ. Destacamos la falta de voz de una mujer, los problemas √©tnicos discutidos, como, por ejemplo, en una escena que es a la vez agradable y al mismo tiempo dif√≠cil, en la que un personaje dice que sue√Īa con ser actor pero que naci√≥ con el tono de piel incorrecto.

Pero no todo es perfecto. El tercer acto de la película se vuelve algo agotador y el villano es un poco decepcionante, lo que nos lleva a un espectáculo de pirotecnia y algo tan genial que se vuelve innecesario para la historia que se había estado atando muy bien.

Los agentes alemanes experimentados por Danny Huston y Elena Anaya son muy exagerados, y la revelaci√≥n de Ares llega tarde y no sorprende a nadie, aunque el aspecto del dios de la guerra es muy bueno, en una gran adaptaci√≥n del dise√Īo de George P√©rez.

Pero ‚ÄúWonder Woman‚ÄĚ lleg√≥ en un gran momento, para cualquier audiencia, y no le preocupaba levantar banderas y causar la necesidad de demostrar que defiende a las minor√≠as.

0 Shares