Mi historia: los mejores momentos del documental sobre Michelle Obama ‚Äď Cinema News

Eso es lo que es ser una ex primera dama accesible.


Durante sus ocho a√Īos como primera dama junto al presidente Barack Obama en los Estados Unidos, Michelle Obama ha hecho historia. Tanto es as√≠ que en 2018, poco despu√©s de finalizar su tiempo en la Casa Blanca, escribi√≥ su propio libro, llamado My Story (Convirti√©ndose en el original). El trabajo recuerda sus pasos como joven abogada hasta que conoci√≥ a su esposo y decidi√≥ vivir una vida completamente diferente de lo esperado.

El documental hom√≥nimo lanzado por Netflix acompa√Īa a Michelle durante su gira por el pa√≠s para promocionar el libro, adem√°s de ser una oportunidad para que los espectadores aprendan m√°s hechos sobre su vida y personalidad. Consulta a continuaci√≥n los mejores momentos de Mi historia:

Cuando Michelle recuerda que su coordinador de secundaria dijo que nunca iría a Princeton

En uno de los momentos m√°s impactantes del documental, Michelle dice que una ex coordinadora de la universidad donde estudi√≥ dijo, antes de ingresar a la universidad, que no podr√≠a ingresar a una universidad como Princeton. No solo ingres√≥ a la universidad y cumpli√≥ un sue√Īo ‚Äúimposible‚ÄĚ, sino que tambi√©n fue a Harvard m√°s tarde. Michelle cuenta la historia con buen humor, pero todav√≠a se siente inc√≥moda con lo que escuch√≥ en ese momento. Adem√°s, dijo que no encontr√≥ a su coordinador cuando visit√≥ la escuela recientemente. ‚ÄúMe dijeron que ya no trabajaba all√≠. Pens√© que era bueno‚ÄĚ, bromea.


¬ŅC√≥mo conociste a Barack Obama?

Ya en Harvard estudiando derecho, Michelle conoci√≥ a Barack de una manera inusual: fue su supervisora ‚Äč‚Äčdurante la pasant√≠a del futuro presidente. La exprimera dama dice que Barack lleg√≥ tarde el primer d√≠a, pero su encanto y carisma fueron suficientes para que todo estuviera bien pronto. ‚ÄúMir√© a mi alrededor y todos mis colegas lo admiraban, levantando el pulgar con las manos‚ÄĚ, bromea. No pas√≥ mucho tiempo antes de que los dos comenzaran a irse. ¬°Y el resto es historia!

Cuando Michelle dio importancia a su propia voz, a pesar de que era la esposa de un presidente

‚ÄúBarack fue un tsunami detr√°s de m√≠, y si no hubiera podido reponerme, me habr√≠a tragado. No quer√≠a ser solo un ap√©ndice de sus sue√Īos‚ÄĚ, dice Michelle. Desde la primera campa√Īa presidencial, la abogada ha aprendido a favorecer su propia voz y a verse como una igual. Esto la hizo m√°s segura y m√°s segura al tratar con un matrimonio p√ļblico, incluidos pasajes en los que le dice al espectador que la pareja ya ha recibido terapia para dos, algo que les ayud√≥ mucho a entenderse.

Cuando Michelle habla con jóvenes inspirados por su carrera.

En varias escenas de My Story, Michelle Obama firma aut√≥grafos, se sienta sobre ruedas del libro y habla brevemente con mujeres (ya sean ni√Īos o adultos) que est√°n encantadas de estar all√≠ delante de ella. Es inspirador ver c√≥mo Michelle trata a todos como iguales y da consejos universales sobre su carrera o vida personal, enfatizando la importancia de encontrar su propia voz. Incluso hay un momento en que vemos a una joven estudiante universitaria en su casa hablando de c√≥mo se ve a s√≠ misma en Michelle cuando era joven.

Mi historia est√° disponible en Netflix.

0 Shares