Mostra SP 2019: del cine islandés al palestino, los dramas internos coinciden con temas globales

En el programa se presenta una fotograf√≠a que puede pasar ‚Äúfuera del radar‚ÄĚ del p√ļblico.


Como dicta la tradici√≥n, el 43¬ļ Festival Internacional de Cine de S√£o Paulo ofrece al p√ļblico la oportunidad de ver pel√≠culas que es poco probable que lleguen al circuito nacional. Algunos incluso son comprados por distribuidores en el futuro cercano, otros no, y esto significa que los espectadores tienen que elegir sus horarios con cuidado, aprovechando lo que puede ser una oportunidad √ļnica de ver una historia determinada en la pantalla grande.

Y muchas de estas historias son contadas por pa√≠ses muy alejados de Brasil. Este es el caso del Para√≠so debe estar aqu√≠, de la palestina Elia Suleiman (que ser√° honrada por el festival este a√Īo), el drama island√©s Um Dia Claro, el documental ambientado en las monta√Īas del norte de Macedonia, Honeyland (que tiene posibilidades de llegar al Oscar 2020), y Dios es mujer y su nombre es Petunia, tambi√©n macedonio.

Todas estas pel√≠culas tienen una gran caracter√≠stica en com√ļn: son cuatro personajes que viven con dramas internos muy evidentes en el gui√≥n. Esto termina dictando el ritmo y el tono de cada narrativa de una manera tan potente como sentimental; e identificable, porque estamos hablando de personas reales con dramas reales.


Dios es mujer ‚Ķ y Honeyland, por ejemplo, ganar capas profundas no solo por tener a las mujeres como protagonistas, sino tambi√©n por hacerlas lidiar con la influencia masculina que rodea sus vidas. Por mucho que una de estas pel√≠culas tenga la forma de un documental, el drama y el problema se evidencian a√ļn m√°s por la visi√≥n cruda y cruel del apicultor que pierde su territorio y sus abejas con su vecino, de la misma manera que la ficci√≥n sobre la joven que lo toma. La cruz de un ritual realizado exclusivamente para hombres tambi√©n tiene un impacto, ya que puede estar sucediendo en alg√ļn lugar del mundo en este momento.

En el caso de El para√≠so debe estar aqu√≠, lo que tenemos en evidencia es el propio Suleiman como personaje en su pel√≠cula, viajando a trav√©s de diferentes pa√≠ses y culturas para llevar (y observar) un poco de Palestina al mundo. Puede considerarse una comedia, pero tambi√©n es un drama universal sobre conocer tu identidad. Un dia muy claro aprovecha el entorno ligero y aislado de un peque√Īo pueblo de Islandia para trabajar en su protagonista y resaltar un tema que tambi√©n es absoluto: el duelo y sus diferentes fases que deben respetarse para superarlo.

¡Siga nuestra cobertura de la 43ª Mostra a través del sitio web y nuestras redes sociales!

0 Shares